Carta abierta a Ricardo Arjona

Quiero que Guatemala salga de las frustraciones cotidianas y que cambiemos el pesimismo por optimismo y perseverancia. En tal proyecto, todos somos indispensables.

Estimado Arjona:

Soy uno de los cientos de paisanos que escuchan tu música desde la adolescencia. En aquella época, hace más de 15 años, eran casetes que compraba con los quetzales ahorrados de vez en mes.*

Te cuento que de patojo dormía con el walkman bajo la almohada escuchando el lado “a” del casete para después voltearlo y presionar de nuevo el botón “play”. Así fue como alguna vez soñé con ser un animal nocturno y disfrutar lo bueno de la vida, descubriendo que así como fácil viene de la misma manera se va, pues parece que al final sólo nos queda el perro que no tiene prejuicio.

En esas noches imaginé al taxista navegando por la ciudad con el rumbo fijo en la sonrisa coqueta de la rubia preciosa que llevaba minifalda. Saltando en el tiempo, escuché a muchos amigos tocar la puerta de don David y contarle que Martita y yo, pronto seremos tres.

Junto al insomnio me sumé al grito de protesta por lo paradójico que resulta reconocer la valía de un ser humano mediante la visa, la cual ya está dada por el cónsul de los cielos que nos hace habitantes de la misma tierra sin que nadie sea de Neptuno.

En fin, tantas canciones. Y el orgullo de escuchar a conocidos y amigos de varios países que les gusta tu música. Recuerdo a una amiga nicaragüense que sabía de memoria la mayoría de tus canciones, sino es que todas.

Al parecer tendremos que aprendernos no sólo la letra y música de tus canciones, pues llamó mi atención que fuiste a “Guate” a mediados de enero a inaugurar una escuela en la aldea Ixcanal, y en el discurso dijiste que todos tenemos que aprender a trabajar en equipo. Que era posible que empresas, gobierno y ciudadanos confluyan en un objetivo común, la educación de los niños. No voy a caer en el juego de reprocharte que estás obligado con tu Fundación Adentro, a invertir las ganancias fruto de tu trabajo artístico en proyectos que ayuden a sacar adelante a las comunidades necesitadas, pues tal reclamo debo dirigirlo a los políticos de turno y exigirles que trabajen para el beneficio del país y no sólo de un sector o de ellos mismos. Por eso me gustó que el Presidente de Guatemala te acompañara, pues lejos de fijarme en las fotos que necesitaban para decir que estamos progresando, me di cuenta de que si el gobierno sigue apoyando propuestas de guatemaltecos que quieren cambiar nuestro país, puede ser que un día aprendan cómo hacerlo.

Volviendo a tu discurso, escuché que son más de veinte escuelas las que querés construir. Te animo a que tus sueños se hagan realidad pues no quisiera que terminen como otra promesa no cumplida que iguale a las de los gobernantes que nos tienen acostumbrados a vivir esperanzas frustradas.

Dejando el pesimismo cotidiano, necesitamos creer y luchar por hacer un cambio y motivar a otros a que lo hagan. Siendo así, desde ya estoy pensando en visitar la escuela que lleva el nombre de tu señora madre “Nohemí Morales de Arjona”, y ver si puedo ayudar en algo que beneficie a la niñez de mi país.

Hoy no me acuesto con el walkman escuchando tus canciones. Hoy me acuesto pensando en cómo incluirme en proyectos que mejoren mi país, que más que mi patria es mi raíz.

Nota: El 10 de abril de 2014, Arjona inauguró los trabajos de construcción de la segunda escuela que estará ubicada en el caserío El Porvenir, San Juan Alotenango, Sacatepéquez.  Segundo sueño hecho realidad y contando… ¡Enhorabuena!

 © Francisco Díaz

*En cursiva lenguaje “Arjoniano”

Carta publicada en Plaza Pública

Imagen tomada del sitio de Prensa Libre

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Opinión y etiquetada , , , . Guarda el enlace permanente.

¡Gracias por dejar tu comentario!

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.