XIV Domingo del Tiempo Ordinario – Ciclo B (Marcos 6, 1-6)

XIV Domingo del Tiempo Ordinario  

Ciclo B (Marcos 6, 1-6)

Y se asombró a causa de la incredulidad de ellos
καὶ ἐθαύμαζεν διὰ τὴν ἀπιστίαν αὐτῶν

Evangelio

“1 Salió de allí y se dirigió a su patria, seguido por sus discípulos. 2 Cuando llegó el sábado, se puso a enseñar en la sinagoga. La multitud, al oírle, quedaba maravillada, y se preguntaba: «¿De dónde le viene esto? ¿Quién le ha dotado de esta sabiduría? ¿Y esos milagros hechos por sus manos? 3 ¿No es éste el carpintero*, el hijo de María y hermano de Santiago, Joset*, Judas y Simón? ¿Y no están sus hermanas aquí, entre nosotros?» Y se escandalizaban a causa de él. 4 Jesús les dijo: «Un profeta sólo carece de prestigio en su patria, entre sus parientes y en su casa.» 5 Y no pudo hacer allí ningún milagro, a excepción de la curación de unos pocos enfermos, a quienes sanó imponiéndoles las manos. 6 Jesús se quedó asombrado de su falta de fe. Jesús recorría los pueblos del contorno enseñando.”

(Biblia de Jerusalén, 2009)
(Lc 4, 16-30=Mt 13, 53-58)

Reflexión

Conforme avanzamos en la lectura del evangelio de Marcos, vemos que Jesús se ha ganado algunos enemigos, como queda demostrado al momento en que “los fariseos se confabularon con los herodianos contra él (Jesús), para ver cómo eliminarlo” (3, 6).

Además de los enemigos, los conocidos (parientes) de Jesús, lo buscan, pero no precisamente para ayudarle en sus necesidades, sino para “hacerse cargo de él, pues pensaban estaba fuera de sí” (3, 21).

Marcos dedica al menos 4 capítulos (2-5) para demostrar que la fe ha hecho posible que algunos reconozcan progresivamente su identidad mesiánica, no así los discípulos y los que le siguen.

El evangelio de hoy, profundiza esta línea narrativa, en la cual tanto conocidos, como la multitud y sus discípulos, parecen demostrar aún más la incapacidad de reconocer en Jesús al Mesías, al Hijo de Dios.

Jesús, acompañado por sus discípulos y por una multitud, regresa a su patria a predicar y sanar, y en vez de ser recibido con alegría, escucha preguntas fruto del sarcasmo y desconfianza. 

Esta actitud contrasta con lo bien recibida que es su predicación y milagros entre gente desconocida, que lo proclaman una y otra vez como maestro y sanador: “al poco tiempo de entrar en Cafarnaún, entró el sábado en la sinagoga y se puso a enseñar. Y la gente quedaba asombrada de su doctrina, porque les enseñaba como quien tiene autoridad, y no como los escribas” (1, 21-22).

Las mismas acciones, enseñar y sanar, son realizadas por Jesús entre los que le conocen y le han seguido, y entre desconocidos. El hecho de ser rechazado por sus parientes y paisanos, nos ayuda a entender la fuerza que tienen las palabras de Jesús en las cuales afirma que “quien cumpla la voluntad de Dios, ése es mi hermano, mi hermana y mi madre” (3, 35).

En el rechazo de parte de sus parientes y discípulos, Marcos refuerza la creación de una nueva familia en torno al cumplimiento de la voluntad de Dios. Y en esa disposición de cumplir la voluntad de Dios, la fe permite a desconocidos y extraños crear una nueva forma de relación social, en la cual los objetivos e intereses comunitarios se orienten en beneficio de otros.

Que en este Domingo pidamos tener siempre presente que la nueva humanidad requiere de hermanos y hermanas que sepan reconocerse unos a otros, en tanto luchen día a día por hacer realidad proyectos comunes que giren en torno a la construcción del Reino de Dios.

© Francisco Díaz

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Ciclo B, San Marcos y etiquetada , , . Guarda el enlace permanente.

¡Gracias por dejar tu comentario!

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.